Press "Enter" to skip to content

Robledo pide la renuncia del ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, por aumento de masacres en el país

El Senador del Polo se ha manifestado respecto al aumento de la violencia en el último mes, nombrando como primer responsable por la falta de garantías al ministro Holmes Trujillo.

Por medio de una carta, el senador del Polo Democrático, Jorge Enrique Robledo, expuso varias de las razones, información conocida y su análisis personal de porqué el ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, debe renunciar a su cargo en vista del aumento de la violencia en el país y su mal desempeño frente al cargo que hasta el momento refleja resultados más que negativos.

El Senador hizo pública su carta a través de su cuenta de Twitter, en donde viene denunciando el mal desempeño de Holmes Trujillo al frente de la cartera de Defensa, y afirmando que este debe renunciar por “haber mentido, agredido al Senado e inducido al gobierno a violar la ley”.

Robledo explicó en su misiva, dirigida al presidente Iván Duque, varios aspectos fundamentales que justifican la dimisión del ministro Holmes Trujillo, señalando en primer lugar la forma en que este ha expuesto la información a los medios de comunicación del país en torno al tema de las tropas norteamericanas, cuya noticia fue conocida por el país mostrando que el Congreso de la República había aprobado el arribo de los militares, algo que nunca se dio.

“Ante la desfachatez con la que el señor ministro le ha mentido y engañado al país y ha inducido a su gobierno a violar una orden legal del Tribunal Administrativo de Cundinamarca (y sobre asuntos de soberanía nacional), respetuosamente, le solicito pedirle la renuncia a su cargo al ministro de defensa, doctor Carlos Holmes Trujillo”, señaló Robledo en la carta al jefe de Estado.

Toda la polémica surge luego que MinDefensa asegurara que el Senado de la República autorizó las labores de los uniformados extranjeros en suelo colombiano, hecho que solo contó con la firma del senador Lidio García Turbay, quien, en aquel entonces, era el presidente del Congreso, pero que en ningún momento autorizó un documento a nombre de todo el parlamento. Ante el error, el senador García le pidió al ministro Trujillo su rectificación, la cual nunca llegó, lo que terminó motivando la carta de Robledo.

Lea aquí al respecto.

A %d blogueros les gusta esto: